EL PLACER DE LA CARICIA

[RELATO]

Él, que poseía un don, se fijaba con inusual interés en las manos de la gente. Solo con verlas podía vislumbrar la infinitud de posibilidades que se escondían tras ellas. Posibilidades que se escondían más allá del habitual uso mundano.

Él, que poseía una sensibilidad intensa —no comprendida—, acariciaba la piel de su cuerpo desnudo. Se acariciaba con sus yemas, con cada relieve de sus huellas dactilares, con el haz y el envés de sus manos. También de sus dedos. Se acariciaba con una delicadeza exquisita, se daba placer a través de las uñas que asomaban lo justo para ofrecer otra tonalidad de sensaciones.

Existían, para él, caricias escondidas en lo que eran unas simples manos. Tras cada uno de los habituales gestos podía percibir infinitas sensaciones. Le conmovía el instante, en el que la caricia ingrávida se tornaba áspera por la fricción de las uñas rasas sobre la piel, ofreciéndole así, un delicioso contraste que quedaba tatuado en la memoria de su cuerpo.

Sencillos gestos que con diversidad de movimientos, con mesura o con ímpetu. Con una ternura infinita, con un baile armónico antagonista, conseguían estremecerle y estremecer a quien tocaban.

«Y si las manos fueran otras…» —pensaba a veces—. Nuevas sensaciones acudirían a visitarle, pero no. Por el momento, las caricias seguían siendo conocidas, no ajenas.

Quizás algún día, se presentaran sensaciones desconocidas para unirse con las suyas, en un viaje finito que no tuviera fin.

🪶 Begoña Salinas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: Begoña Salinas.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Raiola Networks SL que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.

Ir arriba

CARTAS DESDE LA KABAÑA

Si te suscribes a mi Kabaña del «no tiempo», te enviaré cartas reflexivas, relatos para teletransportArte, e información sobre mis proyectos creativos.

Responsable: Begoña Salinas. Finalidad: envío del material solicitado y seguimiento.
Legitimación: consentimiento del interesado. Sin tu consentimiento no se hace nada. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaing. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos. Puedes ver toda la información más detallada aquí.

CARTAS DESDE LA KABAÑA

Si te suscribes estaremos conectados vía e-mail. 📬

Te enviaré, desde la Kabaña del «no tiempo», 🤩 relatos para viajar con la imaginación y cartas reflexivas. ¡Ah! y también te informaré sobre mis proyectos creativos.

Responsable: Begoña Salinas. Finalidad: envío del material solicitado y seguimiento.
Legitimación: consentimiento del interesado. Sin tu consentimiento no se hace nada. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de email marketing Active Campaing. Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos. Puedes ver toda la información más detallada aquí.